Exnovio de Gardenia, sospechoso de calcinar a madre e hija en un auto en Acajete



Para los familiares de madre e hija asesinadas en Acajete, el principal sospechoso es el exnovio de Gardenia N. a quien días antes vieron merodeando el “Balloon Garden” negocio de arreglos y regalos con el cual mantenía a su hija Dulce Dayann de 11 años de edad. Ambas fueron localizadas en su vehículo la mañana del pasado viernes.

 

Madre e hija eran miembros de la Iglesia Adventista del Séptimo Día en el distrito de Tepeaca de la Misión Alpina que pertenece a la Unión Interoceánica; el pasado jueves salieron alrededor de las 15 horas de su hogar en La Magdalena Tetela en Acajete. Al caer la noche sus familiares comenzaron a buscarlas, pues la madre había olvidado su celular y estaban muy preocupados por ellas.

 

La mañana del día siguiente a su desaparición, fueron localizadas sin vida por campesinos en un predio cerca del panteón de Santa María Nenetzintla. Habían sido asesinadas de manera atroz e incineradas al interior del vehículo.

 

Lee: Doble feminicidio: Dayann de 11 años y su madre Gardenia fueron asesinadas y calcinadas en Acajete

 

Inicialmente se pensó que los cuerpos pertenecían a una pareja, pues junto a la unidad fueron encontradas prendas de hombre y mujer. Sin embargo luego se confirmó que se trataban de Gardenia y Dulce Dayann.

 

Tras el hallazgo, familiares ventilaron que el exnovio –del cual no dieron datos- desapareció de Acajete, lo que los hace sospechar aún más de que él sea el autor del monstruoso crimen.

 

Gardenia tenía 26 años de edad, era madre soltera y era muy participativa en su congregación. Su hija estaba por terminar la primaria y el año pasado fue reina de la primavera. Ambas eran conocidas por ser entusiastas, generosas y respetuosas.

 

Colectivos se han sumado a sus familiares, para exigir que este crimen no quede impune y han convocado para realizar una protesta el próximo lunes en las inmediaciones de la comunidad.

 

Por Alfredo Ramírez 


Entrada Relacionada

Contacta a nuestros reporteros