¿Y dónde quedó la austeridad apá?



Elvia Cruz/ @cruz_elvia

Yo me pregunto con qué cara algunos morenistas realizarán nuevamente campaña en la elección extraordinaria que está en puerta en Puebla si no han cumplido en lo mínimo su promesa de austeridad republicana.

Hablo específicamente de los 22 legisladores de la coalición Juntos Haremos Historia. Prometieron reducirse en un 50 por ciento el sueldo de 55 mil pesos mensuales, no han cumplido.

Prometieron acabar con el llamado cochinito legislativo, tampoco han cumplido.

Han mantenido este fondo que tanto le criticaron a los integrantes de la pasada legislatura, afines al exgobernador Rafael Moreno Valle.

Tan solo en tres meses y medio se repartieron 8.3 millones de pesos. Un promedio de dos millones de pesos al mes.

¿Y en qué se lo gastaron?

Nadie sabe. Algunos ni siquiera han abierto una oficina en sus distritos como el caso de la diputada por el distrito 21 con cabecera en Atlixco, Guadalupe Muciño Muñoz del PT.

En una entrevista con esta reportera, primero negó que existan apoyos legislativos, después, confesó que sí le han entregado varios cheques pero que no los ha cambiado.

Luego, dijo que sí existe el cochinito legislativo pero que no es “exagerado” como los millones que se repartían los legisladores pasados.

En este punto tiene razón.

En la LIX Legislatura se repartían hasta 328 mil pesos, según consta en los documentos obtenidos por MTPNoticias con la unidad de transparencia del propio Congreso local.

Pero el problema no es que se haya reducido ese fondo.

El asunto es que los de la cuarta transformación hicieron alarde de este tema en la campaña, prometiendo que terminarían con estos “excesos” y no ha sido así.

Gabriel Biestro, el coordinador de la bancada de Morena, en tres meses y medio se embolsó 436 mil 055.98 pesos y la única pista que dio ha sido que ese dinero se destinó en el pago de un desplegado para exigir al exgobernador Antonio Gali Fayad frenar los vetos a las reformas de la coalición, publicado en el periódico Reforma en octubre pasado.

En el caso de quienes representan un distrito, se supone que pueden ocupar ese dinero para organizar rifas, implementar programas y demás, pero, ¿y los plurinominales?

Marcelo García Almaguer, por ejemplo, que recibió en dicho periodo 243 mil 739 pesos cuando coordinaba la bancada del PAN, ¿en qué destinó ese dinero de todos los poblanos?

Lo peor es que nadie está obligado a comprobar.

 

Qué bonito.


Avatar

Elvia Cruz

Estudió una maestría en Periodismo Político en la Escuela de Periodismo Carlos Septién García. Ha colaborado en diversos medios locales, nacionales e internacionales como CNN en Español, Grupo Expansión,HuffingtonPost, La Razón, Eje Central, entre otros.

Entrada Relacionada

Contacta a nuestros reporteros