VERANO EN PUEBLA
TEMPORADA DE CHILE EN NOGADA
Publicado enDestacadas, Política

Francisco Romero, auditor suspendido, gana al año 8.5 millones de pesos; no transparenta bienes

VERANO EN PUEBLA

Francisco Romero Serrano, suspendido temporalmente de su cargo como titular de la Auditoría Superior del Estado (ASE) por violencia familiar, tiene ingresos anuales mayores por actividades privadas que por su propio sueldo como auditor. En un año, se embolsa 8.5 millones de pesos, de acuerdo con su última declaración patrimonial.

Lo que gana como servidor público representó apenas una tercera parte de lo que obtuvo en actividades empresariales, según la declaración patrimonial de modificación publicada en la Plataforma Nacional de Transparencia.

Lee: Auditor Francisco Romero, a un paso de la destitución; crean Comisión de Vigilancia para removerlo

Aunque en el documento se especifican los ingresos y los bienes que dijo poseer Romero Serrano en 2021, no es posible contrastar con lo que tenía antes de asumir el cargo en noviembre de 2019, debido a que se tachoneó el documento y no se revelaron esos detalles.

“La celda denominada ´Hipervínculo a la versión pública Declaración de Situación Patrimonial´se dejó en blanco debido a que el servidor público no autorizó la publicación de la versión pública de su declaración”, señala el reporte de transparencia.

Francisco Romero gana más como contador que como auditor, asegura

De acuerdo con el tabulador de sueldos de la ASE, el auditor percibe una remuneración mensual bruta de 124 mil 812.9 pesos, mismos que se reducen a 85 mil 541.78 pesos netos debido al pago de impuestos y otras deducciones.

Sin embargo, anualmente reporta ingresos por 2 millones 67 mil 300 pesos por el puesto desempeñado, el doble de la suma de sus sueldos netos durante doce meses, por lo que recibe un millón 40 mil 798.64 pesos extras por compensaciones, bonos, aguinaldo y otras prestaciones.

No obstante, Romero Serrano obtiene mayores ingresos de actividades empresariales, aunque en el currículum publicado en la página de transparencia especifica que dejó de ser socio director del despacho ‘Romero Serrano y Asociados’ el 28 de noviembre de 2019.

Por actividades empresariales el auditor se embolsa al año 6 millones 484 mil 877 pesos, lo cual triplica su ingreso anual por su sueldo en la ASE, sin embargo no reportó bienes inmuebles de su propiedad en su declaración.

Con su primer año de sueldo se compró una Suburban de 1.4 millones de pesos; el único bien que dijo tener Francisco Romero es una camioneta Chevrolet Suburban modelo 2021, con un valor de un millón 421 mil 465 pesos.

La camioneta fue adquirida con pago al contado al cumplir su primer año como auditor Superior del Estado, según se reporta en su declaración con fecha de adquisición 9 de noviembre de 2020.

Recomendamos: Por violencia familiar, juez ordena suspender de su cargo al auditor Francisco Romero

No tiene conflictos de intereses y oculta ingreso de su pareja

Aunque reportó ingresos por actividad empresarial, el auditor Francisco Romero no declaró tener algún conflicto de intereses por su labor como titular de la ASE, pese a que posee un perfil como contador público.

Romero Serrano reportó en blanco el apartado de declaración de intereses, pese a que en el formato se indica que se reporte cualquier tipo de participación en empresas, sociedad o asociaciones hasta los dos últimos años antes del cargo.

Lo que sí declaró es un monto de 3 millones 882 mil 199 pesos mensuales producto de la ganancia que obtiene de su cliente principal con razón social ‘Diseño Corporativo y Finanzas, S.A. de C.V.’

Los ingresos de su pareja o dependientes económicos fueron ocultados de su declaración patrimonial.

Diputados reforman la Constitución y preparan su expulsión

El pasado viernes, el Congreso del Estado aprobó por mayoría de votos las modificaciones a las leyes secundarias de la reforma constitucional con la cual se abre la posibilidad de destituir en definitiva a Francisco Romero.

Entre las modificaciones que contemplan las reformas, se encuentra la creación de la unidad técnica en apoyo a la nueva Comisión de Control, Vigilancia y Evaluación de la Auditoría Superior del Estado (ASE).

Esta nueva comisión sustituirá a la Comisión Inspectora de la Auditoría Superior y entre sus nuevas facultades tendrá la de remover al auditor superior, Francisco Romero Serrano.

Se aprobó la creación de la Unidad Técnica como un órgano de apoyo a la nueva Comisión de Control, Vigilancia y Evaluación de la Auditoría Superior del Estado, misma que sustituirá a la Comisión Inspectora.

Así como una sala especializada anticorrupción en el Tribunal de Justicia Administrativa del Estado de Puebla, la cual conocerá y substanciará delitos como peculado que cometan los servidores públicos.

A principios de este mes, Francisco Romero denunció una estrategia para entorpecer su trabajo como titular del órgano fiscalizador, además de ser víctima de una “persecución política”.

Romero Serrano se vio envuelto en un escándalo en diciembre del año pasado cuando se dio a conocer una orden de aprehensión en su contra por el delito de violencia familiar contra su pareja y el hijo de ella.

Derivado de esa investigación, un juez de control pidió suspenderlo temporalmente del cargo como medida cautelar, notificación que llegó este 14 de febrero al Congreso local.

 

Por Ciro Calderón / @calderonciro

maleta estrella roja
cirilo calderón

Cirilo Calderón

Cirilo Calderón