Madre denuncia casos de abuso sexual en preescolar de Zacatlán



@MTPNoticias

La madre de una alumna de preescolar de la junta auxiliar de Jicolapa, perteneciente a Zacatlán, acusó que su hija ha sufrido cuatro agresiones en diferentes momentos y ninguna autoridad educativa ha hecho caso a sus quejas. Por el contrario, dijo, ha recibido amenazas, así como actos de intimidación tras hacer público el caso de presunto abuso sexual.

Así, señaló que los hechos ya fueron denunciados ante la agencia del Ministerio Público, donde quedaron asentados en la carpeta de investigación 637/2018/ZACATLAN; los hechos ocurrieron en el preescolar en el que, según la información oficial, existen siete grupos, con 11 miembros de su personal y 187 alumnos.

La fuente acusó: “recibí a mi hija primero con moretones, luego con el uniforme desaliñado, al parecer, intentaron quitárselo; luego, con una gran mordida en la mano y, el último (ataque) con escoriaciones en toda la carita, cuello, más otros golpes, rasguños y moretones en la espalda, además de tierra y pasto cuando la despeiné de sus trencitas. Hasta el día de hoy, no sé qué le sucedió a mi hija exactamente, ni siquiera supieron qué decirme…

…La directora incluso aceptó ser testigo visual de como atacaban a mi niña dos menores y, al preguntarle qué hizo, solo me dijo que lo estaba resolviendo con un taller. Pensaba que sólo eran lesiones hechas por sus compañeritos, violencia escolar, pero en dos valoraciones psicológicas realizadas – en distintas fechas por DIF municipal y la Comisión de Derechos Humanos en el Estado de Puebla (CDH), arrojó que es alguien grande que la besa, la tira al suelo y ‘sube’ a su pancita”.

En la CDH, la queja quedó asentada en la carpeta 2096, en el expediente que se abrió el 28 de noviembre pasado; aunque en esa institución las cosas no le fueron fáciles para la víctima; ahí un funcionario de la dependencia, le dijo que lo sucedido era culpa de la madre por no darle figura paterna, que teniendo un novio se resolvería la situación; también coqueteó con la mamá de la acusante, abuela de la menor.

Tras expresar su frustración por lo ocurrido y porque la escuela solo finge que no pasó nada, le ofrecieron que, si no avanzaba con mi investigación, le aseguraban que a su hija ya no le pasaría nada. “Mi pregunta es ¿y a los demás niños?, solo porque a mi hija no le pase nada no iba a dejarlo así. Como adulto me toca ver por las y los demás menores”, acotó.

Apuntó que, tras negarse, le ofrecieron dinero para detenerla y no seguir. Eso la indignó, según externó. Siguió investigando y se encontró con que las mismas madres le decían que mejor se detuviera o sería peor para su hija, “al principio no lo creí, pero después comprobé que tenían razón…

…Hay alumnitas que regresan a sus casas sin su ropita interior, y nadie hace nada, yo pensé que por que las madres no se dirigían a las autoridades, pero la verdad es porque no hacen caso de nada las mismas autoridades”.

Acusó que la maestra del primer grado del preescolar se comportó muy burlona y le dijo que “le hiciera como quisiera, que mi hija no era su responsabilidad, que si iba a la Coordinación de Desarrollo Educativo no me iban a hacer caso”.

Aún así, acudió a la Corde 19, con sede en Zacatlán, donde le recibieron su queja y a la fecha, no ha pasado nada. Planearon una junta entre supervisor, la directora, la maestra, la tutora de su hija y ella misma, se reunieron el pasado 20 de noviembre, a las 09:00 horas.

La mujer acusó que querían hacerla firmar una libreta, pero se negó. Luego, la directora comenzó a esconder a la maestra y difundió que el Sindicato las defendería y les daría protección. Siguió su investigación, así encontró que: “hay altas probabilidades de abuso sexual en esa institución, les quitan la ropa y toman fotos de los menores. Una persona me dijo que se venden las imágenes a un grupo de WhatsApp…

…Lo que yo creía que eran lesiones de sus compañeritos, resultó en ser algo muy delicado, donde nadie quiere investigar ni involucrarse. Ello ocasionó que recibiera llamadas en las que le daban este mensaje: “te voy a dejar el pellejo embarrado”. Camionetas sin placas y un vehículo blanco sin placas y vidrios polarizados siguen vigilando su domicilio.

Según explicó a este reportero, la investigación sobre los otros casos se ve dificultada porque son niños de otras generaciones y las madres no quieren hablar o presentar sus denuncias sobre el tema, sin que tenga clara la razón por la cual las madres prefirieron guardar silencio.

El caso lo hizo público en su cuenta de Facebook, en tan solo 14 horas ha sido compartida 5 mil 846 veces, ha generado más de mil 100 reacciones y más de 57 comentarios, entre otros, destacan que podrían ayudarla a llevar el caso ante el gobernador del estado, Antonio Gali Fayad; también hay muestras de respaldo y la conminan a que llegue hasta las últimas consecuencias.

Fuente: El Sol de Puebla


Avatar

Los Reporteros

Apasionados por las noticias y el informar a nuestro público

Entrada Relacionada

Contacta a nuestros reporteros