Regidor de Tehuacán, Cannán Barquet despojó de dos predios a familia en Tlaxcala (Documentos)



Iván Tirzo/ @TirzoIvan

En complicidad con una red de funcionarios de Tlaxcala, el actual regidor del municipio de Tehuacán, Víctor Manuel Cannán Barquet –el mismo que se auto amenazó con una  corona fúnebre de flores en junio pasado– despojó de dos predios a una familia en Tlaxcala por lo que actualmente enfrenta una demanda.

Aunque nunca antes había hecho presencia en los terrenos denominados La Cañada y Bartolohtla, ubicados en el municipio de Ocotlán, Tlaxcala, el funcionario recurrió a la argucia legal de usucapión para iniciar un juicio de reclamo de derechos. Para ello, recurrió a un vecino del municipio llamado Roberto Pérez  Baéz, fallecido en mayo de 2018, quien se hizo pasar como dueño y le cedió los derechos de los terrenos.

Sin embargo, la verdadera dueña, Amada Pérez Alvarado que es la que cuenta con ambas escrituras demanda la nulidad absoluta de la cesión de derechos por fraudulento pues se recurrió a falsos testigos y a una red de corrupción para dejarla sin sus bienes inmuebles, además de haber presentado una demanda por el delito de despojo.

La demanda no solo la enfrenta Cannán Barquet sino también el Juez Tercero de lo Civil; el director de Registro Público de la Propiedad, Sergio Cuauthémoc Lima; la secretaria de planeación y finanzas del gobierno del Estado, María Alejandra Marisela; el director del Instituto de Catastro, Emilio Minor Molina,  dos supuestos testigos y contra quienes resulten responsables, pues cuenta con documentos que prueban que esta acción forma parte de un modus operandi de una red de corrupción en este Estado.

Lee: Él es el regidor que se auto amenazó de muerte con corona fúnebre en Tehuacán

 

Tehuacán


Tehuacán

 

 

La historia de cómo Cannán Barquet se hizo de bienes a la mala

Todo empezó el 17 de marzo del 2018 cuando Amada Pérez, quien radica en el Estado de México, acudió a su predio denominado La Cañada de 3,415 metros cuadrados, situado en la colonia Miraflores en dicho municipio, y se encontró con la sorpresa de que ya no estaba el candado que había dejado y en su lugar, encontró dos cadenas que le impidieron el acceso.

Lo primero que hizo fue preguntarle a los vecinos sino habían visto quién o quiénes habían cambiado el candado, pues desde mayo del 2016 cuando ella cercó con malla ciclónica no había tenido problemas debido a que mantenía año tras año siembra en este lugar.

Posteriormente, el 21 de ese mismo mes (marzo del 2018), recibió una llamada por parte de un vecino que le notificó que había entre cinco a seis hombres colocando malla eléctrica en su predio por lo que de inmediato se trasladó al lugar, acompañado de sus hijos y ahí se encontró con el hoy regidor, de quien desconocía en ese entonces su nombre pero se presentó como el dueño.

Para evitar mayores confrontaciones pues se hicieron de palabras en ese momento, la mujer decidió retirarse con su familia y al día siguiente, el 22 de marzo, presentó la primera demanda por el delito de despojo.

Regidor

El mismo día que Amada presentó la demanda por despojo contra Cannán Barquet, regresó al terreno y ahí se lo encontró y en medio de los reclamos, el hoy regidor le alegó que él era el dueño porque desde 2012 le habían cedido los derechos, por lo que también demandó por despojo.

Para acreditar la propiedad,Cannán Barquet exhibió una sentencia a juicio de usucapión en contra de Roberto Pérez Baéz, expediente radicado en el Juez Tercero de lo Civil en el Distrito Judicial de Cuauhtémoc y de Extinción de Dominio del Estado de Tlaxcala.

Hasta en ese entonces, la verdadera dueña se enteró que se habían hecho trámites en diferentes instancias para quitarle a la mala el terreno de La Cañada, mismo que le fue vendido por su padre años atrás.

Una muerte sospechosa y el arrebato del segundo terreno

De acuerdo con los expedientes a los que tuvo acceso MTPNoticias, Cannán echó mano de diversos funcionarios para lograr su objetivo de despojar el terreno conocido como La Cañada y sospechosamente, quien supuestamente le cedió los derechos, el que se hizo pasar como dueño, Roberto Pérez Baéz, murió a los dos meses de que Amanda iniciara el juicio de nulidad concluido por fraudulento y la demanda por el delito de despojo.

A Cannán no le bastó despojar del predio La Cañada a dicha familia sino también otro conocido como Bartolohtla.  Sobre este último, Amada lo descubrió el 8 de mayo del año pasado, cuando dicho regidor se encontraba en campaña. Ese día llegó al terreno y descubrió que se encontraba un camión de volteo y maquinaria pesada y ante lo que había pasado con el predio La Cañada, rápidamente sospecharon que un despojo se estaba fraguando.

La sorpresa fue que descubrieron que el mismo sujeto había promovido un juicio de usucapión sobre el mismo terreno y casualmente se estaba operando de la misma forma y con los mismos personajes. Es decir, resultó que Roberto Pérez Baéz también le cedió los derechos y casualmente también recayó en el mismo juzgado, en la misma secretaria y con números consecutivos.

En esos momentos quien estaba como secretaria de acuerdos era Antonia Ruiz Baéz, un familia de Roberto Pérez Baéz, en donde hubo un conflicto de intereses que no fue reportado.

También se descubrió que dentro de los juicios promovidos por el regidor,  se mandaron edictos, los cuales estaban viciados en razón de que los publicaron en vacaciones, prohibido por ley en este tipo de procedimientos jurídicos.

En conclusión, Roberto Pérez Baéz cedió derechos de dos predios a Cannán Barquet pese que nunca tuvo posesión de ellos pues la familia de Amada es dueña desde hace 40 años y son ellos quienes han estado pagando el predial y según la ley, para que proceda un juicio de usucapión, el que reclama debe probar mínimo posesión por diez años, además de estar al corriente con los impuestos como si fuera el dueño.

 

 

 

El alegato que ha dado Cannán en lo que va del juicio de nulidad es que adquirió los terrenos desde 2012 y durante cinco años consecutivos los ha sembrado y para probar sus dichos, ha llevado a dos campesinos para declarar a su favor, aunque Amada también cuenta con testimonios que la conocen de muchos años atrás.

Con la misteriosa muerte de Pérez Baéz, el juicio se complica pero sigue vigente, mientras el regidor, desde Tehuacán ha encabezado el llamado G8 que ha buscado llevarle las contras al presidente municipal Felipe Patjane, en la búsqueda de controlar el destino de los recursos a través de la Comisión de Hacienda que encabeza.

Ha sido señalado por sus propios compañeros de jugar sucio para conseguir sus objetivos.

 

Foto: @MTPNoticias


Elvia Cruz

Estudió una maestría en Periodismo Político en la Escuela de Periodismo Carlos Septién García. Ha colaborado en diversos medios locales, nacionales e internacionales como CNN en Español, Grupo Expansión,HuffingtonPost, La Razón, Eje Central, entre otros.

Entrada Relacionada